El ataque de la nostalgia: Los tatuajes 3D de Wiston Whale

Por: Daniel Montes

Nostalgia: del griego clásico nostos (algo) y algos (dolor) se puede entender como un sentimiento que anhela un momento, hecho o acontecimiento pasado y que en estos tiempos ha sido explotado hasta el cansancio con fines comerciales (con qué otros fines puede ser). Esto no es ningún juicio, tampoco es un halago, es sólo un hecho repetitivo que está mermando la capacidad creativa. No obstante, todas las personas, lo acepten o no, tienen algo de todo tiempo pasado fue mejor y de alguna manera u otra siempre estamos en busca del tiempo perdido.

    Los resultados que ha engendrado la nostalgia son variopintos; desde los afiches coleccionables de empresas multinacionales pasando por el reencuentro de agrupaciones musicales y llegando hasta las “nuevas” entregas de filmes cuyos resultados han sido mayormente una desilusión. Mas no importa, recordar es volver a vivir y mientras haya vida habrá la necesidad de querer recuperar, al menos, un poco de nuestros recuerdos.

   Bajo este horizonte los tatuajes realizados por el artista Wiston Whale nos hacen recordar un icono que dio forma al entretenimiento: las imágenes en 3D. Su origen data de principios del siglo XX cuando se demostró que dos imágenes superpuestas con colores complementarios, llamadas anáglifos, pasadas por un filtro daban como resultado un efecto tridimensional.

   Sin embargo, su auge y popularidad llegó cuando dicho efecto se exhibió  en las pantallas de cine que aunque iniciaron desde los años cincuenta perduraron de manera recurrente hasta la década de los ochenta. Posteriormente, las gafas con un lente rojo y otro cían se convirtieron en un icono del entretenimiento y de la cultura popular. Punto y aparte, y de manera personal, recuerdo que a finales de los noventa existió una capsula en el canal cinco nacional llamada “Fabulojos 3D” que si bien no lograba emocionar con las proyecciones tridimensionales sí hacía que te doliera la cabeza por unos minutos.

   Hoy por hoy la tecnología ha rebasado por mucho la técnica anaglífica pero el recuerdo y la nostalgia que causa  no hacen menos que crear una sensación que, observando los tatuajes de Whale, concilia nuestros recuerdos. Además de esta peculiar técnica el artista también es reconocido por su habilidad en el street art y algunas de sus obras son compartidas en su página personal.

Imágenes: Winston Whale

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s