¿Odias las adaptaciones? ¿Ya viste El principito?

Todos hemos oído las quejas: “Así no pasa en el libro” ,“como siempre en el libro es mejor” y así podríamos recordar otras tantas frases de los espectadores que acudieron a ver la adaptación de su libro favorito. Nadie resulta totalmente satisfecho, pero, en esta ocasión, les contaré de un caso peculiar de adaptación cinematográfica.

5822f0d672e8f985ad66c930e016668b

El principito, la obra que todos conocemos de Antoine de Saint-Exupéry, recientemente fue adaptada en 2015 a un largometraje animado bajo la dirección de Mark Osborne, también director de Kung- fu Panda, esta película, del mismo nombre, resulta peculiar pues rescata la trama de la historia original y la adapta a una historia alterna. Sí, una historia dentro de la historia.

Todo empieza cuando la protagonista “La niñita” (ése es su nombre) falla la prueba de admisión a la prestigiosa Academia Werth lo cual desencadena una serie de cambios en su vida, entre ellos, cambiar de domicilio y conocer a El aviador, hombre que le contará la historia de El principito. A partir de ese momento ambas historias, la de El principito que le presenta El aviador y la de La niñita, se van entrelazando narrativamente llegando a sobre pasar la historia original creando un spin-off de la obra, sí, un qué le pasó al Principito después del asunto con la serpiente ¿regresó con su rosa?, ¿en verdad murió?, ¿creció? Pues, sí, no, sí… lo último tal vez escandalizó a algún lector purista con semejante sacrilegio pero ¡esperen! hay algo muy bello dentro de la historia que no ha sido dicho.

Como se dijo la protagonista es La niñita y es ella quien va descubriendo la historia en un momento de su vida difícil: crecer. Esta trama le cae como anillo al dedo y la hace reflexionar acerca de todo lo que conoce y lo que en verdad quiere conocer. Ella hace suyo el texto a tal grado que es capaz de dialogar con él creando un “después del final” ante la situación terrible a la cual se enfrenta (no voy a hacer más spoilers).

maxresdefault

Si tú eres un humano es posible que esto te haya pasado con algún libro, película, cuento, poema, canción o hasta dicho popular. Esto es lo valioso de la película, la manera en que una historia puede ser tan importante en nuestras vidas a pesar de ser lejana, a pesar de no ser para nosotros, la manera en que las historias impactan nuestro ser transformándonos.  

Así que si no has visto esta película hoy es un buen día para verla, ya que se cumplen 73 años desde  la primera edición de El principito.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. El joven Bakalao dice:

    Muy buena reseña acerca de una muy buena película. La primera vez que la ví, no sabía qué esperar, es decir, uno ve a las adaptaciones como obras infieles a sus homónimos literarios, en parte a la tendencia de “aportar” a una historia más de lo debido, o simplemente, por tergiversarla por completo… Me encantó.
    La animación, el lenguaje visual, los contrastes entre ambas historias, y el sentimiento producido por ver a aquel niño diciendo “Dibújame un cordero”hacen de ésta, una historia digna de verse.
    Gran trabajo, más reseñas así por favor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s