La música con la que queremos irnos

Los otros: nosotros.
Sara Uribe

Hace no mucho vi la famosa película de Peter Greenaway The Belly of an Architect (1987), cuya banda sonora estuvo a cargo de los compositores Wim Mertens y Glenn Branca. Fue gracias a un gran amigo que pude ver el largometraje y tener la música para oírla cuantas veces quisiera. Lo que más me encanta del minimalismo que compusieron estos señores es la circularidad de cada compás, de cada pieza, y alguna vez pensé en escribir sobre el carácter expresivo y conceptual que encierran, así como sobre la relación que cada canción tiene con escenas específicas del filme o con los personajes principales. Sin embargo, hace un par de días, estando en el metro, sonó en mi lista de reproducción “Close cover”, una de las más hermosas composiciones del disco, y no sé bien por qué la escuché de manera distinta: me hizo pensar en que la quería tener como fondo del momento de mi muerte.

No es que no haya pensado antes en ese momento, en el que idealmente quisiera que sucediera sin dolor, sólo que nunca se me había ocurrido añadirle un -por decirlo así- tema musical; y de poder morir en un cuarto de hospital o en mi cama, quisiera estar oyendo “Close cover”. Esta canción me da la tranquilidad que deseo minutos antes de colgar los tenis, sinceramente. Puede parecer una exageración, y sé que esta reflexión en torno a una hipotética escena de mi fallecimiento es de un gran egoísmo, pues la estoy enunciando en momentos críticos de nuestro tiempo, en los que la idea de “muerte digna” para casi cualquier ser humano se vuelve una utopía o el impulso de un optimismo ingenuo. Por ello no es algo que sea coextensible.

Si pueden verla un día, se las recomiendo ampliamente.

Pero la música tiene esa fuerza afectiva, genera esa potencia triste o feliz que nos lleva a un punto espaciotemporal semejante al de una isla. Supongo que quien lea estas líneas recordará una experiencia semejante o se ponga a pensar en la banda sonora que quisiera escuchar en los instantes anteriores al sueño eterno. Siempre ha sido un enigma qué contiene la música que nos provoca ciertas reacciones, sea para las neurociencias, la etnología, la antropología o la filosofía, la pregunta parece no tener una respuesta definitiva. Tal es la razón que me lleva a querer entender por qué la circularidad del OST de La panza del arquitecto me hipnotiza, y por qué específicamente “Close cover” abre en mí una sensación de infinito, una sensación de armonía semejante a la que el budismo o la llamada “intuición de Dios” de Spinoza han descrito.

En la tradición filosófica tanto de Oriente como de Occidente, la circularidad y el infinito son lo mismo.

Tal vez, y esta respuesta es para mí mismo, “Close cover” no la estoy pensando como la canción de mi muerte sino sólo de la tranquilidad y armonía que deseo en mi vida, cuestión que es algo que sigo buscando y trabajando diariamente. Lo digo de esta manera por dos pensadores a los que admiro: el primero es Wittgenstein, quien dejó sentado que la muerte no es un asunto de la vida, pues no acontece en ella; el segundo es Spinoza, para quien la meditación del sabio no es una sobre el más allá sino sobre el aquí y el ahora. De tal forma que sólo, y dejo constancia de lo provisorio de mi reflexión, quiero aumentar mi potencia de existencia lo más posible, sea en consonancia con mis amigos, mi familia, mis mentores, sea a través de mis acciones y mis palabras, hasta que termine de sonar la última nota… y todo se repita de manera distinta y nueva.

“Close cover” suena en una escena que ocurre en este lugar: la Villa Adriana, Italia.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s